De repente el Mundo se Paró

El 13 de marzo del 2020, el mundo se paró.
Los españoles nos confinamos en nuestras casas. De repente, las calles se quedaron vacías, solo deambulaban personas con máscaras y guantes que salían a pasear a su mascota o a comprar en supermercados.
En estas semanas mudamos como consumidores, pero también las marcas cambiaron su rol.
Este texto que os compartimos es un compendio de los cambios de esos días, pero también dibuja los aspectos que han llegado para quedarse y plantea el nuevo escenario que se abre para las marcas.

 

¿Cambiaremos?, ¿Llegará una nueva normalidad?

Hace semanas, se empezó a hablar de como seríamos cuando lográramos superar esta crisis.

Los sentimientos se desataron en un mundo donde la pirámide de Maslow de las sociedades occidentales había sufrido una sacudida sin precedentes. Palabras casi olvidadas se hicieron comunes:

Solidaridad, Empatía, Consideración…

De repente parecía que la humanidad se había vuelto más cívica. Que cuidábamos de nosotros y nuestros semejantes. Que aprendíamos unas nuevas normas impuestas por la situación y las acatábamos por el bien común.

Pronto se vio que no era cosa de todos. Casi con el anuncio del confinamiento aparecieron noticias de individuos de diversa índole y condición que hacían caso omiso a las normas instauradas. Si bien es cierto que la mayoría acatamos el confinamiento como la mejor manera para no colapsar el sistema sanitario.

Salvo excepciones ya comentadas, vivíamos una época única. La sociedad volcada, las empresas también habían entendido que era necesario ayudar a superar la situación por el bien común. Corporaciones que daban apoyo financiero, material, posponían pagos, etc o premiaban a sus trabajadores que seguían en las líneas de producción.

Los que no cambiaron su actitud fueron los políticos, los españoles más preocupados por sus propios intereses partidistas, mientras que en otros países la prioridad era más la salud económica que sanitaria. De nuevo la sociedad y las empresas estaban por delante de la clase política.

Cambiaron los héroes, el personal sanitario, pero también los servicios de limpieza, el personal de supermercados, o los transportistas se convirtieron en los nuevos héroes. Cada día a las 20:00 se sale a los balcones y ventanas a aplaudir a los sanitarios que estaban combatiendo la pandemia.

Pero también, las personas mayores cobraron un protagonismo inusitado. Por una parte, constituían las personas más vulnerables ante la enfermedad, por otra parte, la vuelta de muchos jubilados a puestos saturados como los sanitarios fue primordial para frenar la crisis.

Se compusieron canciones
Banksy les hizo un dibujo

La publicidad les rindió homenaje

Pero me temo, que pasará y lo  lo único que quedará será el pedir perdón. Porque ni manifiestos como #NoMeVoyAOlvidar harán que cambie la actitud de las personas.

Comparto la reflexión de Slavoj Žižek uno de los filósofos de referencia en Europa que acaba de publicar “Pandemia. La covid-19 estremece al mundo” en una de las numerosas entrevistas que ha dado decía:

“Hegel escribió que lo único que podemos aprender de la historia es que no aprendemos nada de la historia, así que dudo que la epidemia nos haga más sabios. Lo único que está claro es que el virus destruirá los cimientos de nuestras vidas, provocando no sólo una enorme cantidad de sufrimiento, sino un desastre económico posiblemente peor que la Gran Recesión. No habrá ningún regreso a la normalidad, la nueva normalidad tendrá que construirse sobre las ruinas de nuestras antiguas vidas (…) Tendremos que aprender a sobrellevar una vida mucho más frágil y comprender que no somos más que seres vivos entre otras formas de vida”.

Superar, parece que es sinónimo de olvidar. Tampoco creo que las numerosas marcas que han ayudado durante la crisis consigan un valor de marca superior, han sido tantas las iniciativas, que destacar resulta complicado e incluso contraproducente por parecer interesado.

Mi hipótesis es que pasado un tiempo, cuando el miedo a contraer la enfermedad se relaje gracias a los ingentes esfuerzos por conseguir un tratamiento eficaz o una vacuna… todo volverá a ser igual o muy parecido. La economía se recuperará con mayor rapidez que tras la crisis del 2008 y volveremos a un estadio “de bienestar”.

Los sanitarios e incluso el medio ambiente y nuestra incidencia sobre él quedarán en un segundo plano.

Esperemos que me equivoque.

 

 

Super, Super Bowl

Este fin de semana se jugó la Super Bowl. Por cierto, ganaron los Kansas City Chiefs venciendo a San Francisco 49ers, con el resultado de 31 puntos a 20 puntos. La final se celebró con todos los espacios publicitarios vendidos. Fox Sports, la cadena que retransmite el partido por novena vez, terminó de comercializar el inventario el pasado 24 de enero, 77 anuncios comerciales de 30 segundos cada uno por un importe aproximado de 5,6 millones de dólares, algo más de 5 millones de euros, un 24,4% más caro que en 2019, cuando la tarifa estaba en 4,5 millones de dólares. Llegan además 28 piezas de larga duración, ante la demanda de los anunciantes de incrementar su “espacio”.

4,51 Millones

Pese al descenso en audiencia el evento del año sigue acaparando interés y titulares más allá de lo deportivo. Los spots de las diferentes marcas son uno de los alicientes por el despliegue de recursos que hacen las empresas. Algunos de los más significativos fueron:

Google

 

Porsche
Alexa
Pepsi
Audi

Pero dentro del estadio, además del interés por el partido… el “Halftime Show” es un momento clave. Este año las elegidas fueron dos latinas: Shakira y J.Lo’s llenaron de ritmo la cancha.

Pero todo empezó muchos años antes cuando en 1993 el Rey del Pop mostró la senda a seguir.

 

La Super Bowl mucho más que un partido de Fútbol americano, espectáculo en vivo, publicidad a precio de oro a cambio la mayor audiencia del planeta.

 

 

Más allá del Me too

A finales de 2017 eclosionaba con fuerza el movimiento me too de la mano de Alyssa Milano. Desde entonces el empoderamiento femenino ha sufrido altibajos en sus logros, pero no así en sus reivindicaciones.

En este 2019 hemos visto cambios significativos, quizás el más relevante por su condición ha sido el papel de Lelo. La marca sueca de juguetes eróticos de lujo ha roto récords de ventas durante el pasado Black Friday. Dando un paso significativo en aras de la normalización de la sexualidad femenina.

El año de Lelo

También hemos vivido el fin de algún clásico, la marca de lencería “Victoria’s Secret” anunciaba el fin de su famoso desfile. La enseña nacida en sus orígenes para que los hombres que desean regalar lencería lo tuviesen fácil, ha visto como su modelo de negocio perdía vigencia.

La cancelación del desfile de los ángeles,  duramente criticado por la imagen irreal e hipersexualizada que ofrecía de la mujer, es celebrado como una victoria por los que desean un cambio en la industria de la moda. Además, el modelo de negocio está cuestionado, Victoria’s Secret lleva tiempo en dificultades financieras y en 2018 perdió casi el 50% de su valor.

El fin de los ángeles de Victoria’s Secret

La globalización  nos ha traído, en las postrimerías de este 2019 un nuevo himno feminista. Desde Chile llega la perfomance del colectivo “Las Tesis”

“Y la culpa no era mía, ni dónde estaba, ni cómo vestía”. Las redes ha convertido esta canción en un himno feminista global. Detrás del movimiento están las tesis, un colectivo formado por cuatro jóvenes chilenas para dar visibilidad a la violencia de género a través de performances y puestas en escena diferentes.

Un violador en tu camino

También se acabaron las mujeres en bikini en el calendario más famoso del mundo. La edición de este año se titula “Buscando a Julieta”.  Las fotografías son de un grupo de actrices, modelos y cantantes que destacan por su trabajo y por su implicación en temas sociales y políticos (Emma Watson, Claire Foy, Kristen Stewart, Yara Shahidi, Mia Goth, Rosalía, Indya Moore, Chris Lee y Stella Roversi) y que posan completamente vestidas con prendas que van desde vaqueros rasgados hasta trajes de época.

Pirelli cambia de camino

 

Ya veremos que nos deparará el 2020. Felices fiestas

Política, Marcas y Personas

Tras una semana de debates electorales me he planteado:

¿Quién está más conectado con la realidad de los españoles?: los políticos o las marcas.

La nueva campaña de Arcos, empresa española dedicada a la fabricación de cuchillería quiere concienciar sobre la precariedad laboral y el corte social que aún existe hoy en España.

La película cuenta la historia de una madre soltera que se ha visto obligada a volver a vivir a casa de su madre por culpa de la inestabilidad laboral que sufre y que, pese a haber realizado distintos trabajos temporales, no deja de perseguir su sueño de ser cocinera.

En España, el 13% de los trabajadores viven bajo el umbral de la pobreza pese a tener un empleo y ganar un sueldo.

Como una de las empresas más antiguas de España, Arcos quiere poner al frente su posicionamiento en contra de la precariedad laboral. En la actualidad, el 100% de la plantilla de la empresa disfruta de contratos indefinidos.

En España, el 13% de los trabajadores viven bajo el umbral de la pobreza, pese a tener un empleo

 

Por si queréis la versión larga

 

Y mañana a reflexionar… o ¿quizás deberían hacerlo los políticos?

 

 

 

 

KLM y el conocimiento de los tiempos

KLM nació en 1919, para celebrarlo lanza una campaña con la historia de tres generaciones de mujeres de una misma familia que, además de este vínculo, tienen en común su relación laboral con KLM. La primera, fue una de las primeras azafatas que surcaron los cielos. Su hija apostó por la misma profesión, mientras que su nieta, en 2019, es la comandante de uno de los aviones de largo alcance de la compañía holandesa.

KLM hace 100 años

 

KLM va acorde con los tiempos, algo que ya demostró en la campaña que nos pedía que voláramos con responsabilidad y que valorásemos otras alternativas.

Responsabilidad

 

Hay riesgo en estas decisiones, pero también hay valores de compañía valiente que se siente fuerte y que entiende que los tiempos han cambiado.

Renovarse o morir…

 

 

 

 

Arriesgarse es diferenciarse

Con mercados tan maduros y saturados la necesidad de diferenciarse se ha convertido en un básico. Pero no hay diferenciación sin tomar riesgos y aquí van algunos ejemplos.

En el mundo del automóvil no es muy habitual usar el humor a la hora de comunicar… Nissan Murano rompe la fórmula en este spot.

En el mundo del automóvil

 

El segundo ejemplo va de atreverse y de empoderarse. Una marca de ropa interior femenina lanza una campaña en la que explica que ocurriría si los hombres tuvieran la mestruación.

Thinx

 

Y para finalizar en clave local, Cristina Guezuruaga vuelve a pedirle a su jefe dos días extras de vacaciones de la forma más original.

 

 

 

Marketing es valores, es valentía y es tomar riesgos

El marketing “de valores” está en auge, para que funcione estos  han de ir acordes a los valores de la sociedad actual. El marketing también es valentía, salir de la zona de confort… e incluso tomar riesgos apostar por nuevas vías, por nuevas fórmulas.

Estrella Damm en su esperada campaña estival ha optado por ese camino. Ha abandonado la exitosa senda trazada en años anteriores para involucrarse en una campaña de concienciación. Mediterráneamente este año va de agitar  conciencias…

La primera pieza de la campaña fue una onírica puesta en contexto. Con una bailarina sumergida en el mar sufriendo los embates del plástico que contamina los mares.

Acto I

maxresdefault

La segunda pieza ha resultado un homenaje a los que se dedican a salvaguardar nuestro mare nostrum. Limpiando, liberando animales de los tentáculos plásticos.

Acto 2

2

Se agradece también la apuesta por lo local. Vuelven a contar con el creativo Oriol Vllar y en lo musical. Joan Dausà ha compuesto la canción que interpretan María Rodés, el casi fijo Santi Balmes y el propio Dausà

 

 

 

Marketing = Oportunismo

Marketing es estar en el momento adecuado en el lugar adecuado. Marketing es optimizar los recursos para incrementar los resultados. Marketing es vivir el momento.

Este post recoge algunos ejemplos…

Si tienes a un actor como “celebrity” que te permite jugar con su apellido… adelante

Juega con Bridges

Si hay unas elecciones en España de resultado incierto…

Aprovecha el momento

 

 

 

Si vuelven los The Backstreet Boys…

Anima a los fans

dos citas en España: la banda actúo ya en  Madrid y el viernes 17 en Barcelona,  las entradas generales para los dos recitales están agotadas desde hace tiempo. Para todos aquellos que se hayan quedado con ganas de celebrar su vuelta, Deliveroo ha creado los Backstreet’s cupcakes, un `pack´ compuesto por cinco cupcakes diferentes inspirados en cada uno de los miembros de la banda.

Si te equivocas, se capaz de reírte de ti mismo

Utilizan los errores

 

Departamentos de compras: “Show me the money”

Seguramente la noticia pasará desapercibida. Pero el titular es de lo más contundente:

Los departamentos de compras deciden la mitad de las contrataciones de servicios de marketing

Esto supone que personas que compran por ejemplo: tornillos, papel, bolígrafos…

deciden sobre concursos de servicios de marketing: agencias de publicidad, de medios, de social media, de Relaciones Públicas, de Investigación…
Su mantra responde al algoritmo de las tres 3b’s: ha de ser bueno, bonito y barato. Aunque la realidad es que su objetivo básico es minimizar el coste.
Las personas de compras tienen que evaluar proveedores y propuestas que no responden al esquema clásico de compras basado en la adquisición de materias primas. Resulta bastante probable que su conocimiento sobre dichos servicios y lo que implican para su propia empresa sea escaso o nulo. Es decir, entre dos ofertas de la terna que les pasa el departamento de marketing, eligen la más económica sin atender a otros criterios que los cuantitativos.

¿Pero cómo se pueden poner parámetros a trabajos donde la creatividad y el “background” son relevantes?

Quizás fuese conveniente cierta flexibilidad y que la decisión no fuera solo económica si no basada también en las recomendaciones de los departamentos de marketing.
Pero el poder, de momento, está en manos de los departamentos de compra. Con lo que el driver precio es crucial.

Quizás algún día las grandes corporaciones entiendan que consultoría y tornillos no son lo mismo… si no lo hacen, nuestro mundo será cada vez más mediocre.

De momento “Show me the money”!!