Super, Super Bowl

Este fin de semana se jugó la Super Bowl. Por cierto, ganaron los Kansas City Chiefs venciendo a San Francisco 49ers, con el resultado de 31 puntos a 20 puntos. La final se celebró con todos los espacios publicitarios vendidos. Fox Sports, la cadena que retransmite el partido por novena vez, terminó de comercializar el inventario el pasado 24 de enero, 77 anuncios comerciales de 30 segundos cada uno por un importe aproximado de 5,6 millones de dólares, algo más de 5 millones de euros, un 24,4% más caro que en 2019, cuando la tarifa estaba en 4,5 millones de dólares. Llegan además 28 piezas de larga duración, ante la demanda de los anunciantes de incrementar su “espacio”.

4,51 Millones

Pese al descenso en audiencia el evento del año sigue acaparando interés y titulares más allá de lo deportivo. Los spots de las diferentes marcas son uno de los alicientes por el despliegue de recursos que hacen las empresas. Algunos de los más significativos fueron:

Google

 

Porsche
Alexa
Pepsi
Audi

Pero dentro del estadio, además del interés por el partido… el “Halftime Show” es un momento clave. Este año las elegidas fueron dos latinas: Shakira y J.Lo’s llenaron de ritmo la cancha.

Pero todo empezó muchos años antes cuando en 1993 el Rey del Pop mostró la senda a seguir.

 

La Super Bowl mucho más que un partido de Fútbol americano, espectáculo en vivo, publicidad a precio de oro a cambio la mayor audiencia del planeta.